.

.

Chiclana. - Medinaceli luce de nuevo en su plaza.

- El Cristo Cautivo volvió a ser ayer protagonista del Miércoles Santo chiclanero congregando a miles de fieles y devotos a su paso por las calles del centro.

La cofradía recorrió un itinerario con diversos cambios.

Vista panorámica de la Plaza Mayor durante los primeros compases de la salida procesional del Cristo de Medinaceli en la tarde de ayer. SONIA RAMOS
El Miércoles Santo no le fue ayer a la zaga al martes, en lo que a la climatología se refiere, y brindó una magnífica tarde noche a los cofrades y devotos de la imagen del Cristo de Medinaceli, titular de la hermandad protagonista ayer en solitario por las calles del centro de la ciudad junto a María Santísima de los Dolores Servita, titular mariana de la corporación trinitaria.
Y para acompañar al portentoso Cristo Moreno, fueron miles los devotos, cofrades, visitantes y curiosos que se dieron cita a lo largo del itinerario que el extenso cortejo de la cofradía del Cautivo puso en la calle un año más desde la Iglesia Mayor Parroquial de San Juan Bautista.
LA ENORME DEVOCIÓN A LA IMAGEN DEL CRISTO MORENO VOLVIÓ A QUEDAR PATENTE ANOCHE

Cambios en el recorrido

Nada más iniciarse el desfile procesional desde el primer templo de la ciudad, a las ocho de la tarde y justo después de realizar estación de penitencia en el interior de la iglesia, el cortejo del Medinaceli dejó constancia de uno de los principales cambios este año en la salida procesional del Miércoles Santo chiclanero, con el destacado cambio de itinerario introducido por la corporación del Cristo Moreno, dirigiéndose tras su salida hacia la parte alta de la ciudad para procesionar ante la Capilla del Santo Cristo, un recorrido que no utilizaba la hermandad desde hace años y al que suele recurrir en casos excepcionales.
Tras este cambio, el resto del itinerario también fue ayer totalmente diferente al que venía utilizando la corporación en los últimos años, recorriéndolo prácticamente en sentido contrario al que ha venido completando cada Miércoles Santo.

Simbología especial

En esta ocasión, nada más asomar el paso del Cristo de Medinaceli bajo el dintel de la puerta principal de la Iglesia Mayor, dos símbolos dejaban clara constancia del pesar y el luto que este año vive la corporación servita debido al reciente fallecimiento de uno de los miembros de su Junta de Gobierno, Pedro Cabeza de Vaca Domínguez, vocal de la citada Junta. Con tal motivo, el paso del Cristo presentaba cruzada en su respiradero frontal la pértiga de este hermano fallecido, así como un crespón en señal de duelo.
Asimismo, y a petición de la Orden de los Padres Trinitarios, a la que está vinculada la hermandad, la Cruz que abría los tramos de nazarenos de la Virgen lucía un lazo rojo de oración por los cristianos perseguidos en todo el mundo, un símbolo con el que esta cofradía quiso unirse también ayer a la causa ampliamente impulsada por la Iglesia.

Estrenos

Como principal estreno durante la salida procesional de este año, la Hermandad del Medinaceli lució ayer una nueva fase dentro del proyecto de elaboración del paso de misterio en el que está inmersa, unos trabajos que en esta ocasión han consistido en el tallado de la parte trasera del canasto. Cabe recordar que este paso está siendo realizado por el tallista sevillano Pedro Manuel Benítez, de Mairena del Alcor.
Por su parte, la mesa del palio de María Santísima de los Dolores también presentaba ayer una novedad, consistente en la remodelación de su estructura.

Penitencia

Como cada Miércoles Santo en Chiclana, una de las principales señas de identidad de la corporación del Cautivo volvieron a ser las interminables filas de fieles y devotos de la imagen del Cristo que procesionaron en penitencia tras el paso de misterio, muestra clara de la gran devoción que despierta el titular de la hermandad no sólo en la ciudad, sino también entre visitantes de localidades vecinas.

Acompañamiento musical

Como ya es tradición desde hace años, la cofradía del Medinaceli estuvo acompañada durante su salida procesional por dos bandas con solera tras los pasos de sus titulares, Fundación Zoilo Ruiz Mateo, de Rota, tras el paso del Cristo, y la Municipal de Chiclana, tras el palio de los Dolores, paso éste que repitió bajo sus trabajaderas con la cuadrilla de la hermandad de reciente creación y que estuvo dirigida por Juan Manuel Dorante y su cuerpo de capataces. Los costaleros de la Peña La Ilusión, como es tradición, portaron de nuevo ayer al Cristo Cautivo, mandados por Antonio Lozano y Manolín Soto 'Lim'.

Lucido desfile

Al cierre de esta edición, el cortejo continuaba su recorrido por las calles del centro después de completar una lucida salida en una abarrotada Plaza Mayor por la que el Paso del Cristo atravesó imponente a los sones de la marcha Requiem, tras el himno, y de la que salió con El Alma de Triana, para rendir visita a continuación a la Capilla del Santo Cristo, momentos que, a buen seguro, rivalizarían horas después en belleza y emoción con los compases finales de la jornada de nuevo en su plaza.
Fuente: Diario de Cádiz

Comentarios