.

.


Más de medio centenar de policías locales velarán por la Semana Santa. - Cádiz

  • La Policía Nacional reforzará la seguridad y mantendrá su presencia en seis recogidas 
  • _______________________________________________________________

  • La concurrida recogida del Caído será cubierta por la Policía Nacional. JULIO GONZÁLEZ
  • Mientras los cofrades cuidan por la buena marcha de las salidas  procesionales, agentes de la Policía Local y de la Nacional velarán un año más por el normal desarrollo de la Semana Santa. Para ello, en la mañana de ayer se reunió en el Ayuntamiento la Junta Local de Seguridad, para ultimar el dispositivo de seguridad de estos próximos días.
    La Policía Local será la que más presente esté en torno a los cortejos de las penitenciales. Más de medio centenar estará trabajando en Semana Santa (42 agentes el Lunes, Martes y Miércoles Santo; y 55 el Domingo de Ramos y el Jueves y Viernes Santo), cubriendo los diferentes cortes de tráfico que provocarán el tránsito de hermandades, así como velando por la seguridad en todas las salidas procesionales, su discurrir por las calles (una pareja de Policía Local irá delante de cada cruz de guía) y en la inmensa mayoría de recogidas.
    Será en este último capítulo donde intervenga, un año más, la Policía Nacional, que por las especiales circunstancias de media docena de recogidas se hace cargo de ellas (La Palma, Caído, Cigarreras, Expiración y Buena Muerte). Además, el Cuerpo Nacional de Policía se hará cargo en las jornadas de Jueves y Viernes Santo de todos aquellos avisos de orden público que se produzcan fuera de la carrera oficial.
    La regulación del tráfico que conllevan las procesiones será otro de los capítulos que requieran mayor actividad policial. En este apartado, la Junta Local de Seguridad ha destacado los problemas que ocasionará el Domingo de Ramos, donde coincidirá el corte de tráfico en la Avenida principal (para la cofradía de Borriquita), Paseo Marítimo (para el Despojado) y Campo del Sur (Las Penas); y el Jueves y Viernes Santo, donde se espera que la fluidez del tráfico, el acceso al centro histórico y la entrada a los aparcamientos públicos se complique, habilitándose también un control de seguridad en las colas de las paradas de taxis.
    El dispositivo de seguridad se completa con la colaboración de la Policía Autonómica y de seguridad privada en carrera oficial.
  • Fuente: Diario de Cádiz

Comentarios